• CTUE

Comprometi2




No hay privilegios sin compromisos



El temor y la inseguridad son enemigos del compromiso. Al momento de hablar de relaciones sanas, debemos tener más proyección que emoción. Creemos que Dios todo lo hizo hermoso en Su tiempo, y por esto, debemos discernir qué es lo que Él está esperando de nosotros en cada temporada. La responsabilidad no solo aplica en nuestro trabajo, escuela o iglesia.


Ser responsables es dejar las excusas de lado y responder a lo que Dios de antemano nos dijo que hiciéramos. Debemos entender que “no hacer nada” también es una decisión.

El miedo al rechazo, temor a fracasar, o simplemente tus inseguridades, pueden jugarte una muy mala pasada. Todo esto es válido, pero no debemos dejar que malas experiencias pasadas condicionen nuestro presente y futuro.

Las emociones y sentimientos son buenos iniciadores de relaciones, pero no tienen la capacidad de hacerlas permanecer a lo largo del tiempo. En el Salmo 27, vemos a David siendo un hombre de una sola cosa, y coherente entre lo que sentía y lo que decidió hacer.


Una cosa he pedido al Señor, y esa buscaré: que habite yo en la casa del Señor todos los días de mi vida, para contemplar la hermosura del Señor, y para meditar en su templo.

Salmo 27:4 LBLA


El compromiso y la determinación son fruto de una identidad sana y visión clara. Solo quien sabe de dónde viene (identidad) y hacia donde va (visión) puede tomar decisiones sabias y ser efectivo hoy.


 

Solo para valientes



Hoy, como iglesia, somos la única reserva moral y ética en medio de una sociedad completamente corrompida en sus valores y principios. Iniciar un matrimonio y/o tener la visión de formar una familia es vivir el plan de Dios y un acto revolucionario.


Como hablamos en devocionales anteriores, la soltería no es un problema, el estar solo por temor o comodidad sí. Nadie logró grandes cosas estando en su zona de confort. Por el contrario, solo quienes se atreven a salir de su comodidad y dar un paso a lo desconocido son los que conquistan nuevos lugares.


“Es por eso que el hombre deja a su padre y a su madre y se casa con su mujer, y los dos llegan a ser como una sola persona”.

Génesis 2:24 NBV


Antes de iniciar no nos dice que es “encontrar” a alguien, sino que debemos decidir en nuestro corazón y estar dispuestos a dejar algo para tomar lo nuevo. Es decir, contar con la madurez natural y espiritual para dejar nuestra familia actual, para formar una familia futura.


Siempre que iniciemos algo nuevo, habrán cosas que nos hagan sentir desafiados, por esto, el compromiso y todo lo que este implica es solo para valientes. Cuando nos referimos al compromiso, no hablamos directamente de una propuesta de matrimonio, aunque sí es parte; el compromiso es mucho más que una propuesta amorosa.


Solos vamos más rápido, pero juntos podemos llegar más lejos.

  • ¿Qué es el verdadero compromiso?

Jesús es nuestro modelo por excelencia y una vez más, en Él, encontramos la mejor definición de compromiso. Y nunca nos pide algo que Él no haya hecho primero.

“pero Dios mostró el gran amor que nos tiene al enviar a Cristo a morir por nosotros cuando todavía éramos pecadores”. Romanos 5:8 NTV


“Tengan presente que yo estaré con ustedes todos los días hasta el fin del mundo”.

Mateo 28:20 PDT


La cruz del calvario fue la propuesta en donde Jesús nos demostró la magnitud de su compromiso con cada uno de nosotros. Y es el Espíritu Santo quien hoy día nos recuerda que este compromiso no fue solo un momento, sino que el compromiso verdad